Pages Menu
TwitterRssFacebook
Categories Menu

Posted by on Jun 9, 2015 in Destacados | 0 comments

Si viene en lata, es bueno

Si viene en lata, es bueno

Construir certezas y derribar mitos alrededor de los alimentos enlatados es el objetivo de esta campaña de la Cámara de Fabricantes de Envases Metálicos y Afines.La Cámara de Fabricantes de Envases Metálicos y Afines (CAFEMYA) lanzó una campaña para informar sobre las bondades y beneficios de la lata de acero como envase para alimentos.  Esta campaña abarcará distintos públicos de interés a través de prensa, publicidades gráficas y radiales, redes sociales, visitas a médicos clínicos y nutricionistas y contactos con chefs argentinos.

Para combatir prejuicios y aclarar malentendidos, la Cámara de Fabricantes de Envases Metálicos y Afines (CAFEMYA) lanzó una campaña de información sobre las bondades y beneficios de la lata de acero como envase para los alimentos.

Los alimentos enlatados son saludables, asegura. Además de seguros, sustentables y prácticos, por responder a los requerimientos de la vida moderna.

  • Saludables: porque el proceso térmico mediante el cual son esterilizados garantiza el mantenimiento de las propiedades nutricionales, la calidad y su sabor sin el uso de conservantes. Además, son envasados, en la mayoría de los casos, ni bien se cosechan.
  • Seguros: porque al estar envasados en latas de acero y gracias al proceso de esterilización, los alimentos se mantienen intactos por muchos años (2 en vegetales, 3 en frutas y 4 en pescado). El envase es hermético, resistente, opaco y provee estabilidad térmica, esto quiere decir que aísla totalmente al alimento del ambiente exterior, lo protege de cambios de temperatura y el paso de luz y oxígeno.
  • Prácticos: Además de su gran duración, los alimentos en lata no requieren refrigeración, presentan una gran variedad y se pueden realizar múltiples recetas para una dieta equilibrada. Permiten conseguir productos fuera de estación y están siempre a la mano en las alacenas de los hogares para la preparación de platos ricos y sabrosos.
  • Sustentables: Son 100% reciclables de manera infinita sin perder sus características esenciales. Una vez desechadas, las latas pueden recuperarse con facilidad de la corriente de residuos con el uso de un imán, y usarse como materia prima en el proceso productivo del acero. Además, las latas de acero son altamente degradables, es decir, tienen la capacidad de descomponerse en menos de 10 años bajo procesos naturales, sin contaminar los suelos o efluentes. También, los alimentos enlatados tienen menor consumo energético que otros, porque no requieren refrigeración para su conservación y su esterilización utiliza menos energía que otros envases, ya que el acero es un mejor conductor del calor.

Un informe de Trendsity demuestra que el 95% de los encuestados consume alimentos enlatados.  Aliados de la vida moderna, este estudio muestra que los consumidores buscan crear comidas ricas y saludables, en donde la practicidad, la facilitación y la accesibilidad son una demanda fundamental de este estilo de vida. “Las principales preocupaciones en relación a la alimentación giran en torno a mantener una alimentación sabrosa (99%), práctica (98%) y variada (97%). Según las declaraciones de los encuestados, todas características que cubre la oferta de los enlatados”, asegura Mariela Mociulsky, directora de Trendsity.

Por otro lado, se reconoce la búsqueda de una alimentación considerada más “sana y natural”, que se manifiesta de diversas formas: a través de dietas más equilibradas, variedad y respeto de la pirámide alimentaria, y el cuidado de las calorías pero también de la correcta nutrición. También, en una mayor preocupación por la calidad, origen y contenidos de los alimentos, priorizando los ingredientes naturales, orgánicos, simples y frescos. También se percibe una preocupación creciente por el uso de químicos (conservantes, saborizantes, colorantes, pesticidas, hormonas, etc). Así, los alimentos ideales pasan a ser los alimentos con  las propiedades nutricionales naturales y sin aditivos artificiales.

Respecto del envase, que sea higiénico y seguro y que posea un cierre hermético son los aspectos que resultan de mayor importancia para los encuestados, atributos protagonistas en las latas de acero. Sin embargo, se detectaron en esta encuesta dos cuestiones fundamentales a trabajar: el desconocimiento sobre las características sustentables de la lata de acero y la creencia de que los alimentos enlatados contienen conservantes.

Por su parte, la médica cardióloga y nutricionista Paola Harwicz -médica egresada con honores de la UBA, especialista en Cardiología (UBA) y Nutrición (Universidad Favaloro)- convocada para esta campaña, comentó “Los alimentos enlatados son una excelente alternativa a los productos frescos o congelados, ya que poseen similares valores nutricionales. Una de las principales ventajas es el escaso tiempo que transcurre entre la cosecha y el proceso de envasado.

En general cuando realizamos la compra en el supermercado el tiempo que transcurre desde la cosecha es variable. Todos los alimentos sufren alteraciones al ser almacenados o cocinados, a nivel industrial o en casa, pero en los procesos industriales las variables que influyen en la pérdida de nutrientes están muy controladas y, en general, esa pérdida es menor. El principal secreto de los alimentos en lata es la esterilización a altas temperaturas que nos asegura la eliminación de  posibles agentes patógenos y la ausencia de conservantes. Los alimentos en lata no solo son cómodos y seguros sino que también son saludables y constituyen una opción para incorporar dentro de un plan alimentario equilibrado, variando las preparaciones”.

El socio perfecto

Por su parte, Santiago Giorgini, destacado chef egresado del Instituto Argentino de Gastronomía (IAG) y docente de la misma institución entre 2001 y 2005, participante de programas como Alé Alé, Escuela de Cocina, Otra Oportunidad, 3 Minutos, Hombres en la Cocina y Tu Vida más simple fue convocado también para esta campaña. “Soy un cocinero al que le gusta acercar a los consumidores propuestas de recetas fáciles y muy sabrosas. Y los alimentos enlatados son un socio perfecto para esta combinación: presentan un gran abanico de posibilidades para lucirnos en nuestras comidas con los mejores y más variados productos. Tuve la oportunidad de visitar una planta de enlatado de alimentos, y realmente me sorprendió la dedicación que se pone en preservar las frutas, vegetales, pescados y tomates que luego usamos para preparar nuestros platos y que pueden ser consumidos en cualquier momento del año gracias a su envase – una lata de acero-  que es hermético y opaco. También quiero destacar algo que a todos nos importa: Gracias a su proceso seguro de envasado, los alimentos enlatados no tienen conservantes y se mantienen frescos como recién cosechados.”

“Confiamos que con toda la información que estamos brindando, los consumidores pueden estar seguros de que los alimentos enlatados presentan una oferta muy valiosa para las necesidades nutricionales y creativas para la vida moderna”, concluyó Oscar Faranda, Presidente  de CAFEMyA.

Post a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *